martes, 8 de septiembre de 2009

Capítulo 3


Al caminar al colegio alguien llamo a mi celular, en la pantalla táctil decía Mike
- Alo? – pregunte apresurando el paso para que Alec ni su hermana me escucharan.
- Hola Mía, soy Mike, alguna novedad?
- Si, conocí a dos vampiros hoy, son Vulturis.
- Que interesante.- dijo con la voz pausada.
- Si y hoy cuando todos ya estén durmiendo reconoceré el perímetro
- Eso me parece estupendo, mientras antes mejor.
- Si- dije mirando el bosque, no podia fiarme.- Me tengo que ir, ya estoy por llegar al colegio y no permiten los celulares.
- Ok pero te mande un regalo, para estar mas comunicados ya sabes. Ya lo deben de haber dejado en tu dormitorio.
- Ok, tutor- por que ese hombre estaba siendo tan bueno conmigo? Bueno la verdad es que no importaba ahora.
- Adiós Mía
- Bye , bye- dije y colgué el teléfono.
Al entrar al gran comedor, todos ya estaban disfrutando de el receso, saque una bandeja, encontré algo rico para comer y me senté en una de las 4 grandes mesas que el comedor tenia. Estaba disfrutando mi comida cuando alguien hablo.
- Hola, tu debes de ser la nueva verdad? – Pregunto una muchacha de rasgos chinos, era esvelta, tenia un cerquillo hasta las cejas y el cabello negro le caia hasta los codos.
- Si, y tu eres?
- Me llamo Li Chang, mucho gusto.- dijo ofreciéndome la mano.
- Hola, yo soy Mía Delaveau.
- Si, lo se, tu dormitorio esta al lado del mío y bueno tu nombre ya esta puesto en tu puerta
- Oo interesante y de donde eres? – pregunte observando sus rasgos con detenimiento.
- Soy de China
- Y que haces aquí en Volterra? – sonrío con alegria
- Es que mi papá piensa que este es el mejor colegio para los hijos de políticos, reyes, etc. , etc.
- Y tu papá es rey o diré emperador?
- No- sonrío- es el primer ministro de China
- Ah vaya! Genial.
- Si y el tuyo? en que trabaja tu papá
- Tengo un tutor, no papá y es… empresario- mentí, por que no tenia ni idea de lo que hacia Mike
- Ooo...bueno y de donde eres?
- De Paris
- Genial, me encanta Paris, es muy…muy parisino- hablo una risita se le escapo mientras se tapaba ligeramente la boca con tres de sus largos dedos.
- Si, eso digo y bueno yo no conozco China pero debe de ser muy bonito
- Si, la verdad si pero suele ser un poco aburrido.
- Ooo...- dije imaginando china. No la verdad, no me parecía aburrido en absoluto.
- ven, te voy a presentar a mis amigas.
- ok- dije y me llevo hacia el otro lado del comedor, donde había una puerta ancha y amplia. Delante de ella había un hombre que la cuidaba.
- Hola Clark
- Buenas días señorita Chung – dijo y me miro con seriedad.
- Déjela pasar, ella es Mía Delaveau, la nueva.
- Oh! buenas tardes señorita Delaveau, pase por favor.
- Que es esto, un club privado dentro del internado?
- Te tengo que actualizar en muchas cosas, pero primero te presentare a mis amigas, te caerán muy bien, ya lo veras.
- Esta bien. – dije y suspire rendida.
Entramos al salón, era también un comedor, pero tenia las mesas mucho mejor acomodadas, eran en forma circular  y con tapices dorados. Los platos estaban bien puestos y habían mozos que servían la comida.
- Ese es nuestro sitio y hay un espacio especial para ti.- dijo mientras saludaba a 4 chicas.
Una de ellas era totalmente rubia, tenia el cabello recogido en una cola y de ella salían algunas mechas rosadas, sus ojeras estaban con mas de dos aretes brillantes. Diamantes pensé. La de su costado tenia el cabello cuadrado que le quedaba al ras de la mejilla y un cerquillo que llegaba hasta sus cejas, el cabello era de color castaño oscuro. A parte de eso, llevaba unos lentes negros que terminaban en puntas, muy bonitos, la hacían ver intelectual. La que estaba al frente suyo era una chica con cabello rojizo en ondas hasta un poco mas arriba de la cintura, tenia un rostro tierno y de niña pequeña. Y la ultima chica era una morena muy simpática con el cabello rizado y amarrado en una coleta.
- Hola chicas, ella es Mía Delaveau, la nueva – todas me miraron y saludaron muy contentas.
- Hola- dije, con una gran sonrisa
- Ella es Scarlett Crow (la chica rubia), Halle Kaddour (la morena), Fiona Lynch (pelirroja) y Marianela Farielly (cabello castaño)- dijo mientras señalaba a cada una
- Mucho gusto- todas saludaron nuevamente, muy amables siempre, tan educadas como yo nunca había sido.
- Y, de donde vienes? quien te trajo a este reclusorio y que hiciste para que te trajeran aquí?- pregunto Halle tan rápido como si fuera una intervención policial, todas rieron
- Bueno vengo de Paris y mi tutor me mando aquí- dije con una cara que demostró fatiga
- Bienvenida a mi mundo- dijo Scarlett y levanto su mano para que la chocara con la mía- a mi también me mando mi tutor, por que se aburrió de mi.
- Hay- dije algo incomoda, eso era doloroso.
- Si, pero estoy mejor, allí en New York no tenia tanto espacio como acá.
- Así que eres de New York, que genial, esa ciudad me encanta. Y tu Halle?
- Bueno, yo soy de Pretoria, en Sudáfrica. Mi papá es uno de es un ministro, que piensa que su hija tiene que estudiar en un colegio Italiano para que mejore su conducta, ja!. Pues que ni lo crea por que yo no cambiare. – todas rieron y la presentación siguió
- Yo soy de Dublín, irlanda- dijo Fiona- y mis papas me mandaron por “un mejor futuro” – dijo con una asentó gracioso, como si los remedara- pero la verdad es que les daba muchos problemas- lo dijo haciendo comillas con sus dedos. Sonreí, esa chica parecia muy santa para hacer problemas.
- Y tu Marianela?
- Por favor dime Mari o Mar pero no Marianela es muy largo – dijo y río-  bueno yo soy de Argentina pero toda mi vida fui criada en Portugal. Mis papás me mandaron por mala conducta. La única que vino aquí para estudiar fue Li – hablo y se hecho a reir. Era definitivo, cada una de esas chicas me estaba cayendo muy bien por que eran como yo.
- Chicas me avergüenzan- dijo Li y sonrío- pero bueno, si vine para estudiar o eso es por lo que me trajeron aquí.
- Y hablando de ti, pensamos que te perderías el receso, donde estabas?- pregunto Fiona
- Estuve buscando a Mía por todas partes, es que nadie le aviso de las divisiones y estaba comiendo en la sala común!
- Hay, no pues chica ni yo ago eso!- dijo Scarlett
- Lo siento pero no entiendo nada- dije
- Bueno, yo te explico- dijo Mari- aunque este sea un colegio de elite y tanta cochinada, dentro de el hay tres rangos.
- Los becados, los mas ricos y los súper ricos – concluyó Halle
- Ósea nosotros – dijo Li mostrando la estancia con sus manos.
- A ok ya veo, entonces nadie de nuestra elite come allí?
- Mmm no nadie, aunque…… hay un par de mellizos muy extraños, que no se por que comen allí, bueno esta fue su primera semana, supongo que nadie les dijo.- dijo Li
- De seguro Alec y Jane- pensé en voz alta
- Si exacto, los hermanos Vulturi- dijo Mari
- Son Vulturi?- pregunte
- Si, irónico no? Dueños de el colegio y comen allí- dijo Fiona con cara de “en verdad no lo creo”
- Bueno, en realidad no comen, no se que hacen por que nunca sacan ni una bandeja- dijo Halle
- Y tu Mía, de donde los conoces?- pregunto Scarlett
- Ah los conocí en el gran comedor hoy y Alec me mostró todo el internado
- A bien con el- dijo Halle- el es…
- So hot!- dijeron Mari y Fiona al mismo tiempo mientras suspiraban dramáticamente. Todas reímos
- Y yo pensé que aquí solo habría gente pretenciosa y sin cerebro, pero ya veo que me equivoque- dije y sonreí
- Si que lo hay, pero nosotras 6 somos la acepción- dijo Li y en ese momento sonó la campana.
- Hay, ya termino el receso, que te toca Mía?- pregunto Fiona
- Deportes y a ustedes?
- A Halle y a mi nos toca contigo, a las demás les toca equitación
- Pero igual vamos juntas no?- pregunto Halle
- Si, nos toca en el mismo patio- dijo Fiona
- Vamos- dijo Li- que hoy toca Tai Chi y ya quiero patear traseros
- Enserio? Genial – dije mientras caminábamos por los pasillos. Me encantaban los deportes, desde pequeña siempre fui yo la interesada en eso. Mientras que mi hermana era apasionada por los libros, yo siempre me pasaba las tardes practicando algún deporte.
- Si, a los del primer nivel nos enseñan a Tai Chi, equitación, defensa personal, además de mas de 4 idiomas, es algo pesado pero vale la pena.- dijo Li
- No por nada somos primer nivel- dijo Mari con una sonrisa. Suspire, aun que dijeran que no eran pretenciosas si lo parecían por sus comentarios.
- Ah entonces es mas divertido verdad?- pregunte
- Si, claro- dijo Scarlett y sonrío.
Seguimos conversando hasta llegar al patio delantero, ese que había visto en la mañana. Ya habían  unos 40 alumnos, todos con polos blancos que tenían el logo del internado y buzos negros.
- Yo no traje mi buzo- dije con el ceño fruncido y viendo que desentonaba con el resto.
- Nosotras tampoco, lo ponen en nuestros casilleros, apurémonos sino no llegaremos para el calentamiento. Entramos a unos vestidores blancos con casilleros plateados que tenían nuestros nombres.  Nos vestimos rápido y salimos a hacer el calentamiento. El profesor dijo que teníamos que estar en parejas y nosotras éramos tres.
- Y ahora que hacemos?- pregunto Halle
- No se preocupen, yo busco pareja- dije y me aleje de ellas
- No, no, yo buscare, no te preocupes Mía-  dijo Li
- No se preocupen ninguna de las dos, yo seré la pareja de Mía- dijo Alec que estaba detrás  nuestro, las tres volteamos al mismo tiempo algo sorprendidas. Vestía el mismo buzo que los demás solo que se veía mucho mas sexy.
- Alec- dije sorprendida mientras me sonreía de oreja a oreja.
- Hola Mía, serás mi pareja verdad?
- Si, claro….pero y tu hermana?- pregunte algo desconcertada.
- Esta haciendo equitación, allí esta la vez?- vi donde señalaba, una chica rubia enzima de un caballo totalmente negro, cabalgaba como una completa experta alejada de todo el grupo.
- O si, ya la vi, ah Alec, te presento a mis amigas, Li y Halle, las conocí en el receso.
- Hola – dijeron Li y Halle al mismo tiempo.
- Buenas tardes señoritas, bueno las dejamos- dijo Alec y me jalo de la mano.
- Chicas nos vemos después del calentamiento – dije rápidamente, las otras sonrieron y me guiñaron el ojo.
El profesor nos pidió que hagamos algunos calentamientos antes de hacer Tai Chi luego de eso el profesor dijo:
- Bueno chicos, haremos algo divertido hoy, aprenderemos ha hacer saltos como el “down monkey wallflip” y los famosos “floor exercises” les parece?
- eso no es Tai Chi!- dijo un muchacho de anteojos circulares. Los demás lo abuchearon.
- Lo se, por esta semana tomaremos un receso del curso por petición de uno de los alumnos.- hablo el profesor y miro de reojo a Alec.
- Genial!- dije por que yo era experta en eso y es que había echo casi un año gimnasia acrobática, esperaba no haberme oxidado.
- Te gusta? – pregunto Alec complacido por que había acertado. Talvez quería lucirse,  pero que estúpido. Pensé y me dieron una ganas incontrolables de dejarlo en ridiculo.
- Si, creo que es fácil.
- Hay no te creo.
- Apostamos?- le pregunte con una de las cejas levantadas.
- Ok, a que?- pregunto desafiante.
- A que si gano, harás algo por mi, lo quesea que te pida.- me miro con mirada cómplice y acepto con la cabeza.- entonces apostamos a eso.- dije y camine hacia la colchoneta, el agarro mi brazo y su mano helada hizo que me estremeciera
- Espera!
- Estas helado- dije y el me soltó rápidamente.
- Lo siento, soy friolento- dijo rápidamente.
- O si se nota-  hable extrañada pero trate de no darle mucha importancia, total sabia que estaba frío por que era un vampiro, estaba muerto- para que me paraste, acaso quieres deshacer la apuesta por miedo?- pregunte y sonreí con malicia.
- No, nada que ver, pero quería saber, que harás si yo gano?
- No se, tu dices.
- Mmm bueno ya se me ocurrirá cuando tu pierdas
- Bueno, pero no será necesario ya que yo ganare.- dije con completa convicción y camine hacia la gran colchoneta. Habia una al ras del piso grande y cuadrada.
- Profesor, podría iniciar yo? – pregunte mientras el enseñaba como hacer las piruetas.
- Por supuesto señorita….?
-  Delaveau- dije y le sonreí.
- Pase usted.- dijo él.
- Gracias- hable.
Fui a una esquina de la colchoneta cuadrada, me puse en posición, levante mi manos, tome impulso, corrí unos cuantos metros y hice saltos triples y dobles. Caí de puntillas y mire hacia mis compañeros expectantes, vi la cara de Alec y sonreí complacida, estaba como tonto, con los ojos abiertos de par en par y apunto de abrir la boca. Todos aplaudieron menos el.
- No nos dijiste que eras gimnasta!- dijo Halle
- Solo practique un año y esto se me quedo.
- Woo!! Enserio, tienes que enseñarnos- dijo Halle asombrada
- Halle, no seas imprudente, ahora no, ella esta con…- hizo unas señas muy rochosas para mostrar que Alec se acercaba, yo solo sonreí y Halle asintió y nos dejaron a mi y a Alec solos.
- Y que te párese? Gane no?
- Si, nunca hubiera apostado si sabia que perdería.- dijo algo molesto.
-  Nunca apuestes conmigo entonces- dije con una sonrisa de pura felicidad por haberlo dejado con la boca abierta.
- No lo haré- dijo con seriedad.- Y que quieres que haga?- pregunto
- Mmm, primero, por que no me dijiste que tu eres un Vulturi??
- Que? Quien te dijo eso?
- Al parecer todos en este colegio lo sabían ecepto yo!
- Bueno no te molestes, no quería que me vieras como un raro, todos me ven así! No ves? –pregunto mas animado. Gire la cabeza, la verdad es que todos nos miraban raro
- No es escusa Alec
- Hablas como si me conocieras mucho tiempo, como si tuviéramos mucha confianza conmigo y no es así!- exploto de improviso
- Hay! Disculpa me equivoqué, pensé que serias mi amigo pero esta bien, como dices solo te conozco unas horas!- di media vuelta y regrese con el profesor furiosa, las mejillas me ardían de pura ira. Pero demonios, por que me enojaba de esa manera?

3 comentarios:

  1. omg siguelaaa me encantaaaaaaaa!!!
    esta genial fracias x subir cap!! XD

    ResponderEliminar
  2. So... que lindo es Alec me encanta!!

    ResponderEliminar